Tierra de narcos: cómo las mafias se apropiaron de Honduras

Portada
Casasola Editores, 2021 - 296 páginas
0 Opiniones
Las opiniones no están verificadas, pero Google revisa que no haya contenido falso y lo quita si lo identifica
Óscar Estrada va, en este libro, a donde muchos otros nunca fueron -y tendrán buenas razones para no querer hacerlo-. Su estudio de años hizo posible contarnos la historia del narcotráfico en Honduras, desde la perspectiva de alguien inmerso en el negocio, sustentando la entrevista con documentación de prensa y reportes judiciales. Esta es una historia real y ahora, una obra de referencia muy necesaria que muestra con mucho detalle cómo los narcos fueron ganando terreno en Honduras, y cómo la supuesta guerra contra las drogas ha provocado que la violencia aumente exponencialmente, ensañándose en los más pobres (países y ciudadanos). Nos explica cómo las redes transnacionales de narcotráfico solo pueden ser sostenidas con la ayuda de funcionarios estatales, tanto de Honduras como de Estados Unidos, desde los niveles policiales más bajos hasta los más altos.Desde la década de 1970, se han gastado miles de millones de dólares en la guerra contra las drogas, que en su mayoría tuvo efectos opuestos.1 En lugar de reducir los delitos relacionados con las drogas, el tráfico de drogas aumentó, junto con la violencia. Los cárteles han crecido en su poder, tanto cuantitativa como cualitativamente. Muchos narcotraficantes ahora están siendo extraditados y condenados en Estados Unidos. Por un lado, esto tiene sentido, porque las instituciones judiciales y policiales nacionales se han visto debilitadas por la infiltración de narcotraficantes y sus aliados, por lo que no pueden (o no quieren) atender los casos de narcotráfico, pero resulta además bastante irónico, puesto que es en Estados Unidos, Canadá y Europa donde están los principales consumidores de cocaína. Tierra de Narcos muestra que el mundo del narcotraficante es un mundo en lo cual todos están vinculados a todos de alguna u otra manera. Aunque Estrada menciona muchos nombres, al final se trata de una red que se puede reducir a un número relativamente pequeño de personas que trafica y tiene contactos sobre un área grande, que no se limita a las fronteras. Y es, esta pequeña cantidad de gente, que gobierna Honduras.

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Información bibliográfica